Jugadores españoles, celebrando un gol ante Irlanda del Norte

España vuelve a golear y llega a la Eurocopa con sensaciones inmejorables (5-1)

La Roja batió a Irlanda del Norte en Palma de Mallorca, a cinco días para que empiece el torneo

España demostró anoche su gran potencial en un partido amistoso contra Irlanda del Norte, imponiéndose con un contundente 5-1. Este encuentro, el último antes de la Eurocopa que empieza la próxima semana en Alemania, mostró a una selección española en gran forma, lista para competir por su cuarto trofeo europeo.

El partido comenzó con una sorpresa cuando, apenas a los 90 segundos, Daniel Ballard adelantó a Irlanda del Norte. Pero España no tardó en reaccionar. A los diez minutos, Pedri igualó el marcador con un gol significativo, ya que fue el primero con la selección mayor, gracias a una asistencia precisa del madridista Nacho. Este tanto fue un alivio y una muestra del talento emergente de la joven estrella del Barcelona.

Aproximadamente en el minuto 25, España tomó la delantera con un gol de Álvaro Morata, quien remató un excelente centro de Jesús Navas. La combinación de Yamal y Navas por la banda derecha fue letal para los irlandeses, generando constantes oportunidades de gol. 

Pedri, consolidando su gran actuación, anotó su segundo gol del partido tras una asistencia de Nico Williams, quien tuvo una destacada participación a lo largo del encuentro. El segundo tiempo comenzó con cambios estratégicos, incluyendo los ingresos de Carvajal y Grimaldo. Estos ajustes no afectaron el dominio español, que continuó controlando el ritmo del juego.

Fabián Ruiz amplió la ventaja con un remate preciso tras un centro de Lamine Yamal, demostrando la profundidad y calidad del banquillo español. Finalmente, Mikel Oyarzabal, quien ingresó en la segunda mitad, cerró el marcador con un quinto gol, reafirmando la superioridad del equipo.

Entre los jugadores más destacados, además de los goleadores, se encuentran Jesús Navas y Nico Williams. Navas fue una verdadera pesadilla para la defensa irlandesa, desbordando constantemente por la banda derecha y asistiendo en el gol de Morata. Nico Williams, por su parte, no solo asistió a Pedri sino que también generó múltiples ocasiones de peligro.

Una ausencia notable fue la de Dani Olmo, quien no jugó debido a molestias musculares. Su ausencia permitió ver en acción a otros jugadores que aprovecharon la oportunidad para lucirse.