Gortázar hablando con el logo de CaixaBank de fondo

Gortázar considera que la presencia de la SEPI en Telefónica no cambiará su gestión

En diciembre, el Gobierno ordenó a la SEPI comprar hasta un 10% del capital social de Telefónica

El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, ha mostrado su convencimiento de que la presencia del Estado en Telefónica a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) no cambiará la gestión de la compañía.

"Estoy convencido de que esté el Estado en Telefónica (...) no va a cambiar la forma de gestionar la compañía y de que el Estado será absolutamente respetuoso como lo es como accionista de CaixaBank", ha subrayado el banquero durante su intervención en el 'IV Observatorio de las Finanzas', organizado por 'El Español' e 'Invertia'.

Preguntado por la presencia del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) en el consejo de CaixaBank, Gortázar ha valorado positivamente su presencia y ha recalcado que en el consejo "no hay voz discordante ni nadie que tenga una agenda distinta que el mejor bien de la compañía".

Asimismo, ha considerado que hay que normalizar la presencia del Estado en Telefónica, ya que "convive" con situaciones similares a las que hay en Francia o Alemania, donde esa situación también se produce.

"Es una compañía atractiva en un sector muy importante (...) y entiendo que despierte el interés de distintos inversores", ha enfatizado el banquero.

En diciembre, el Gobierno ordenó a la SEPI comprar hasta un 10% del capital social de Telefónica.

Esta decisión se produjo meses después de que la 'teleco' saudí STC --controlada en un 64% por el Gobierno de Arabia Saudita a través del fondo soberano PIF (Public Investment Fund)-- irrumpiese de forma sorpresiva en el accionariado de Telefónica con un 9,9% del capital.