Nacho Mercadé, Montse Viladomiu, Montserrat Pascual, Laura Lucaya, Joan Torras, Xavier Lucaya y Sira Franquero en la formalización de la donación de la Fundación Vila Casas el 30 de abril de 2024

La nueva área de oncología pediátrica del Vall d'Hebron recibe 100.000 euros

La donación, obra de la Fundació Vila Casas

La Fundació Vila Casas ha realizado una importante donación de 100.000 euros a la Fundación Small, destinada a la construcción de una nueva área de hospitalización de oncología y hematología pediátricas en el Hospital Vall d'Hebron. Esta acción solidaria tiene como objetivo crear un entorno más confortable para los niños/as, sus familias y el personal médico.

La Fundación Small, entidad privada fundada en 2007, se dedica a mejorar la calidad de vida de los niños con cáncer. Su enfoque en la recaudación de fondos de origen privado y la colaboración estrecha con hospitales para mejorar los servicios de oncología infantil ha sido clave para iniciativas como esta.

La presentación de esta importante acción solidaria se realizó en una rueda de prensa en la Fundació Vila Casas, con la presencia de Montse Viladomiu, patrona de la Fundació Antoni Vila Casas y responsable del Área de Salud, junto a Laura Lucaya, vicepresidenta de la Fundación Small.

El impacto de esta donación se verá reflejado en la nueva área de oncología pediátrica del Hospital Vall d'Hebron, la cual transformará no solo la unidad médica, sino también la experiencia de pacientes, familias y cuidadores. Este espacio será más que un lugar de tratamiento, integrando áreas de descanso, ocio y educación, mejorando así la calidad de vida de los niños/as hospitalizados.

La nueva área, que abarcará 2.642 m², está en proceso de construcción y se espera que esté lista para abril de 2025. Esta iniciativa forma parte de un esfuerzo mayor para recaudar un total de 7.400.000 euros, de los cuales ya se han obtenido 6.800.000 euros. Entre las instalaciones planificadas se encuentran zonas específicas para trasplantes, pacientes infantiles y adolescentes, juegos, área de padres, comedor, aula, gimnasio y una amplia terraza.

Esta donación es un paso significativo en el camino hacia la mejora de los servicios de oncología pediátrica y demuestra el compromiso de ambas fundaciones en el cuidado y bienestar de los niños con enfermedades graves.