Rafa Nadal junto a personas de Arabia Saudí

Rafa Nadal: 'Arabia se ha abierto al mundo, si no evoluciona diré que me equivoqué'

"No necesito el dinero que voy a recibir, no creo que haya defraudado a la gente, no tiene la información"

El tenista español Rafa Nadal valoró su reciente fichaje por el deporte saudí para defender que trabajará con "los valores" que cree correctos junto a una Arabia que "se ha abierto al mundo" y quiere evolucionar, una decisión que reconocerá equivocada si no hay esa progresión en un país "con un gran potencial".

"Es un país que se ha abierto al mundo y es un país con un gran potencial. Es lógico que el mundo se vaya para allí y la sensación es que se compra todo con dinero. Y ahora Rafa también se ha vendido", dijo este miércoles.

Nadal, que volvió a las pistas en Australia en enero tras un año de lesión, fue más noticia las últimas semanas por ser nombrado embajador de la Federación Saudí de Tenis.

En sus primeras declaraciones sobre el tema, el campeón de 22 'Grand Slam' negó que su fichaje lo necesite Arabia para lavar su imagen, como se interpreta que hacen rodeándose de muchas figuras del deporte.

"No creo que Arabia me necesite a mí para lavar ninguna imagen", apuntó, aceptando la valoración pública de que todo el que se va al país saudí lo hace por dinero.

"Entiendo que la gente lo piense. Que hay cosas que hoy día se tienen que mejorar, sin ninguna duda. Es un país que va muy retrasado en muchas cosas", afirmó.

"El país se ha abierto recientemente. Que el país no consigue la evolución que yo creo que tiene que seguir en los siguientes 10 años, 15 años, te diré, me equivoqué por completo. Yo creo que voy a tener la libertad para poder trabajar con los valores que yo creo que tengo que trabajar y que sean correctos. Si eso no ocurre, diré que cometí un error", añadió.

Nadal insistió en que no se unió a Arabia por dinero, haciendo referencia a la posibilidad de crear allí una nueva Rafa Nadal Academy.

"Si hablamos de que es un tema económico yo diría que no. Me pagan, sí, que necesito el dinero que voy a recibir, para nada. Ni me va a cambiar la vida el dinero que me van a pagar", dijo.

"Yo no he firmado un supercontrato, 'desgraciadamente' si podemos hacer la broma, como otros compañeros deportistas que están ahí, que los respeto totalmente. Mi contrato con ellos es un contrato de promover el tenis y de intentar conseguir mis objetivos", comentó.

Además, el tenista balear confesó que cometieron un error en la comunicación de su acuerdo con Arabia Saudí.

"Cometimos un error en la manera de comunicación, debería haberlo yo explicado de entrada. Lo hago como un reto personal. Soy un firme creyente de que la educación y el deporte tienen el poder de cambiar la vida", dijo.

"Tengo cláusulas para salir del contrato si siento que mis objetivos no se van cumpliendo y voy a tener la libertad para poder trabajar con valores. Cojo el reto de generar en Arabia lo que tenemos aquí en la Academia. No creo que haya defraudado a la gente, yo creo que la gente no tiene la información", añadió.

Por otro lado, el exnúmero uno del mundo fue preguntado por la igualdad en el deporte, cuando se le ha criticado en ocasiones en declaraciones sobre este tema.

"Quiero la igualdad, pero ese término se lleva a unos extremos. Para mí la igualdad no es regalar, la igualdad reside en si Serena Williams genera más que yo, que gane más que yo. Yo quiero la igualdad, yo quiero que las mujeres ganen más que los hombres si generan más que los hombres", comentó.

Roland Garros y París 2024, dos citas que no se quiere perder

Nadal repasó también su actualidad deportiva, adelantando ya la baja para Doha que anunció este mismo miércoles en redes sociales, para poner el punto de mira en Indian Wells y ya en la importante gira sobre tierra.

"Mis planes estos últimos años se han tenido que desviar muchísimo. Pasan cosas y uno tiene que ser flexible y con una mentalidad abierta", afirmó.

"Alcaraz es un muy bueno y muy joven. Carlos tiene un nivel de tenis increíble, es un jugar supercompleto, no le veo debilidades como yo las tenías, a su edad. Es un buen chico y tiene las ideas muy claras. Es alguien con una gran ambición, que dice que quiere superar los récord de Djokovic. Tiene todos los ingredientes para conseguir una carrera increíble", dijo sobre el murciano.

Mientras, el rey de la tierra recordó que no sabe cuánto se alargará su carrera ni lo tiene decidido, pero dejó claro que Roland Garros y los Juegos Olímpicos de París 2024 son dos citas en las que seguro tratará de estar.

Además, Nadal respondió también en calidad de socio del Real Madrid, sobre el posible fichaje de Kylian Mbappé.

"Claro que quiero a Mbappé. Yo no soy rencoroso. Tomó su decisión en su momento, nosotros solo lo vemos del punto de vista del fan del Real Madrid. Si nos ponemos en la suya: está en su ciudad, tiene una presión tremenda y le ponen todo el dinero del mundo sobre la mesa. Ojalá este año tome otra decisión", confesó.

Por último, el de Manacor hizo mención también a antiguas declaraciones sobre su posible interés en ser presidente del conjunto blanco.

"Si la vida me lleva a tener la oportunidad de eso, y se dan las condiciones, sí claro que me haría ilusión. Yo qué sé dentro de 15 años lo que pueda pasar, cuando nuestro mejor presidente tome otra decisión con su vida", terminó.