Ermita de la Mare de Déu del Castell del Rivert

Arrancan las obras para proteger la ermita de la Mare de Déu del Castell del Rivert

El objetivo de los trabajos es estudiar posibles movimientos del risco en el que se encuentra la ermita

El Institut Cartogràfic i Geològic de Catalunya (ICGC) de la Conselleria de Territorio de la Generalitat ha iniciado los trabajos geotécnicos para garantizar la seguridad de la ermita de la Mare de Déu del Castell del Rivert, en Conca de Dalt (Lleida), ha explicado el Departamento en un comunicado este martes.

El objetivo de los trabajos es estudiar posibles movimientos del risco en el que se encuentra la ermita, en la que se han detectado grietas.

También se evaluará la seguridad de la edificación --construida en el siglo XI-- y de las casas vecinas, y se analizará si es necesario realizar actuaciones de refuerzo del macizo rocoso.

Un Refugio Espiritual en el Corazón de Lleida

La Ermita de la Mare de Déu del Castell del Rivert, ubicada en la comarca de Lleida, es un destino de gran valor histórico y espiritual. Situada en lo alto de un pintoresco cerro, la ermita ofrece no solo un refugio de paz y tranquilidad, sino también unas vistas impresionantes del paisaje circundante. Este santuario, dedicado a la Virgen del Castillo, ha sido durante siglos un lugar de peregrinación y devoción para los habitantes de la región.

Construida en el siglo XI, la ermita refleja la arquitectura románica típica de la época, con su austera pero encantadora estructura de piedra. A lo largo de los años, ha sido restaurada varias veces para preservar su integridad y mantener su relevancia como lugar de culto. El interior de la ermita es sencillo pero acogedor, con un altar dedicado a la Virgen del Castillo, una figura venerada por los fieles locales.

La ermita no solo es conocida por su belleza arquitectónica y su ubicación estratégica, sino también por las leyendas y tradiciones que la rodean. Según la tradición local, la Virgen del Castillo ha sido protectora de los habitantes del Rivert durante siglos, interviniendo milagrosamente en tiempos de dificultad. Cada año, se celebra una romería en honor a la Virgen, donde los peregrinos suben al cerro para rendir homenaje y participar en las festividades religiosas. 

Hoy en día, la Ermita de la Mare de Déu del Castell del Rivert sigue siendo un importante punto de encuentro para la comunidad local. Es un lugar donde los visitantes pueden conectar con la historia y la espiritualidad del lugar, disfrutar de la naturaleza circundante y reflexionar en un entorno sereno y apartado del bullicio de la vida moderna.