Xavier García Albiol y unas obras

Badalona arranca una de las obras más esperadas en la ciudad

El viaducto sobre el canal de la Poza tendrá una longitud de 180 metros y constará de 5 aperturas

El alcalde de Badalona, Xavier Garcia Albiol, ha afirmado que “con el inicio de las obras de construcción del nuevo viaducto ferroviario del canal de la Poza, Badalona da un paso definitivo hacia su transformación, por el impacto que esta obra tendrá a urbanísticamente y en la vertebración de la ciudad”.

Garcia Albiol ha recordado que esta es la obra civil más importante que se ha hecho en los últimos veinte años en Badalona y que los badaloneses han tenido que esperar muchos años para ver su comienzo. “Ahora, las obras del canal ya son una realidad imparable que transformará el barrio de la Poza y la imagen de la ciudad de Badalona, que será la ciudad más atractiva del área metropolitana”, ha afirmado.

Este proyecto es la gran obra de transformación de Badalona, puesto que el nuevo paseo alrededor del canal y el mismo canal acontecerán una nueva centralidad para la ciudad.

Además, la obra mejorará significativamente la conexión de los barrios del norte de Badalona con la fachada marítima, a través de la rambla de la Poza y el paseo a tocar del canal. Otro de los efectos positivos desde el punto de vista urbanístico será la mejora de la conexión entre el puerto, el frente marítimo, La Mora y la Poza con el resto de la ciudad.

Las obras prevén también la construcción de una nueva rotonda que conectará las calles de Poniente y de Eduard Maristany, así como un paso inferior de 8 metros de ancho para peatones y vehículos de emergencia en la calle de Tortosa. 

Las obras para la construcción del nuevo viaducto ferroviario del canal de la Poza se han iniciado en las últimas semanas, con trabajos de topografía de detalle, que se realizan necesariamente en horario nocturno, durante las horas en que no hay circulación de trenes por las vías del tren.

En paralelo han empezado también las obras de cierre perimetral de la zona de obras, la revisión del estado del terraplén que se condicionó el verano pasado y sobre el cual tiene que construirse el desvío provisional de la vía del ferrocarril mientras se construye el viaducto del canal.

El siguiente paso, en el que ya se está trabajando, es la habilitación de las instalaciones (oficinas, vestuarios, almacén) para los trabajadores de las obras y para lo cual ya se ha hecho el allanamiento del terreno. 

Hay que recordar que toda la obra de construcción del viaducto se hará sin interrumpir el servicio ferroviario de la línea de la costa. Por este motivo, la primera fase de las obras consistirá a hacer el desvío para el tráfico ferroviario.

Una vez se haya construido esta variante, que está previsto que esté terminada el mes de noviembre, se llevará a cabo la construcción del viaducto en si, que podrá estar en servicio con las líneas ferroviarias definitivas a finales del año 2025. 

El viaducto sobre el canal de la Poza tendrá una longitud de 180 metros y constará de 5 aperturas. Estará situado entre las calles de Poniente y de Tortosa y permitirá que el tren cruce sobre el canal, un curso de agua navegable de 32 metros de ancho y 325 metros de largo que conecta con el puerto. Las obras tienen un presupuesto de 15,4 M€, de los cuales Marina Badalona aporta 10,5 M€; el Ayuntamiento de Badalona 4,9 M€. Este convenio también incorpora la inversión por parte de ADIF de 3,3 M€ en mejoras en la infraestructura ferroviaria entre San Adrià del Besòs y Badalona.