Fotomontaje de una moto y un ladrón

Roban una media de siete motos al día en Barcelona: ¿Cuáles son las peores zonas?

"Muchos robos y hurtos se dan porque con las prisas muchas personas se dejan las llaves en la moto"

Los Mossos d'Esquadra recuperaron el 16 de mayo 16 motos robadas y detuvieron a ocho personas que circulaban con motos sustraídas en un operativo especial de patrullaje y controles de tráfico en el centro de Barcelona.

Así lo ha explicado en una rueda de prensa este miércoles el subinspector de la División de Investigación Criminal (DIC) de Barcelona de los Mossos d'Esquadra, Jordi Almendros, en la que ha explicado que durante el dispositivo 'Senda' --que es la primera vez que se hace y esperan hacerlo más veces-- se controlaron 1.300 motos para verificar que no eran robadas.

El mismo día también se realizaron inspecciones a talleres junto con efectivos de la Guardia Urbana y con agentes de Inspección de Trabajo para comprobar si los trabajadores tenían contrato.

"Muchos robos y hurtos se dan porque con las prisas muchas personas se dejan las llaves en la moto y dejan el manillar desbloqueado, por lo que hay oportunistas que aprovechan y las roban", ha detallado Almendros.

Sin embargo, ha explicado que también hay grupos más organizados que cargan las motos en furgonetas, "las dejan en alguna parte para comprobar que no llevan dispositivo GPS y después cogen las piezas y las llevan al norte de África u otros países europeos".

Con este dispositivo, pretenden generar inteligencia artificial y piden colaboración ciudadana para que si alguien detecta algún robo, llame al teléfono de emergencias 112.

Según los datos, el 93,4% de robos se registran en la calle y el distrito de L'Eixample es la zona con "más afectación" de la ciudad.

Las peores zonas para dejar la moto

En caso de ser víctima de robo, Almendros recomienda presentar denuncia en alguna comisaría cercana y, para evitar la sustracción, estacionar la moto en parkings o en calles "iluminadas", además de instalar localizadores o GPS en el vehículo.

"Sants Estació y hospitales son las zonas más susceptibles donde se roban motos, aunque en toda la ciudad puede pasar. Respecto a la recuperación de motos, vimos que se concentraban mucho en el barrio del Besòs, en el distrito de Sant Martí, y en el barrio del Carmel", ha añadido.

Las motos robadas en 2023

Durante el 2023, los Mossos d'Esquadra comprobaron que se robaron 2.587 motos --unas siete cada día-- en Barcelona, de las cuales 1.028 se recuperaron, y detuvieron a 119 personas por un delito de robo y hurto de vehículo.

"No realizamos este operativo ahora porque haya habido un aumento. Esta cifra de robos es similar a la de cada año. Hemos visto que ha aumentado un poco, pero porque cada vez se compran más motos. El hecho de que con el permiso de conducir B se pueda conducir moto, hace que haya más motos", ha asegurado.

Así pues, Almendros ha aconsejado que cuando se compre una moto se haga por un canal oficial, como los concesionarios, porque hacerlo por una página web de segunda mano o alguna aplicación "implica riesgos".