Jordi Ballart, alcalde de Terrassa

Terrassa decreta un día de luto por el asesinato en Afganistán de la farmacéutica

La mujer trabajaba en la capital del Vallès Occidental

El alcalde de Terrassa, Jordi Ballart, ha anunciado un día de luto oficial en la ciudad en honor a la turista catalana asesinada en Afganistán, quien ejercía como farmacéutica en Terrassa. Este gesto de duelo se verá reflejado en un minuto de silencio convocado para este domingo a las 12 horas frente al edificio del ayuntamiento. El consistorio ha condenado enérgicamente el atentado y ha expresado sus condolencias a los familiares y amigos de las víctimas.

La tragedia tuvo lugar en el bazar de la ciudad de Bamiyán, en el centro de Afganistán, donde un grupo de turistas españoles, todos catalanes, fueron atacados. Tres turistas españoles y tres afganos perdieron la vida en el incidente. Hasta el momento, siete personas han sido detenidas en relación con el ataque, mientras que la Fiscalía de la Audiencia Nacional ha iniciado una investigación por un posible delito de terrorismo.

Las víctimas españolas han sido identificadas como R.B.R., S.V.B., y E.S.V. Las dos mujeres fallecidas, madre e hija, eran farmacéuticas que regentaban farmacias en Barcelona y Terrassa respectivamente. El tercer fallecido, un hombre de 63 años, era un ingeniero jubilado que había trabajado en una empresa química en Tarragona.

El grupo de turistas españoles, integrado por 13 personas, había llegado a Bamiyán desde Kabul el día anterior al atentado. Su visita estaba destinada a explorar uno de los principales centros turísticos del país asiático antes de la llegada de los talibanes. Este trágico suceso ha conmocionado a la comunidad catalana y español, recordando los riesgos asociados a viajar a regiones afectadas por conflictos.

Otras reacciones

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, se ha mostrado "sobrecogido por la noticia del asesinato de turistas españoles en Afganistán". "Sigo la situación puntualmente", escribió Sánchez en la red social X, en la que también ha indicado que "la Unidad de Emergencia Consular del Ministerio de Exteriores está trabajando para ofrecer toda la asistencia necesaria" y ha trasladado su afecto a los familiares y amigos de los fallecidos.

Por su parte, el presidente de la Generalitat en funciones, Pere Aragonès, se encargó de confirmar este viernes que los tres turistas que han fallecido eran de Cataluña. "Ante el trágico asesinato de tres ciudadanos catalanes en Afganistán, estamos en contacto con todas las autoridades para realizar el acompañamiento al resto de afectados y a las familias", ha expresado en un mensaje publicado en la red social X, donde también ha indicado que el pueblo de Cataluña está al lado de los familiares "en estos momentos dolorosos y trágicos".