Carles Puigdemont, Salvador Illa y Pere Aragonès en el Parlament

Aragonès abre la puerta a un debate ''fuera de Cataluña'' con Illa y Puigdemont

"Yo no tengo ningún problema en este sentido y, por tanto, si alguien se ofrece y todo el mundo lo acepta, encantado", ha zanjado el presidente

En menos de un mes y medio, Cataluña estará inmersa en unas elecciones que prevén ser de gran importancia, porque más allá de lo que suceda en la comunidad catalana, también puede tener influencia en el resto del país. 

Hay que tener en cuenta que incluso Pedro Sánchez, el presidente del Gobierno, ha paralizado los nuevos presupuestos debido al terremoto político catalán, que se desencadenó precisamente porque no se aprobaron los presupuestos autonómicos.

Ante este panorama, las tres principales fuerzas - PSC, Junts+ Puigdemont per Catalunya y ERC-, harán todo lo posible para lograr una victoria en las elecciones, a pesar de que la sociedad está del todo polarizada y hablar de mayorías absolutas parece algo prácticamente del pasado.

En una entrevista en Rac1, el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, se ha abierto a un posible debate electoral con los candidatos a las elecciones del 12M, Salvador Illa y Carles Puigdemont, y que este tenga lugar "fuera de Cataluña".

"Si Carles Puigdemont quiere hacer este debate en Perpignan (Francia), en Waterloo (Bélgica), o donde sea, pues lo haremos", ha apuntado este viernes.

Aragonès ha defendido que un futuro debate entre los candidatos de PSC, Junts y ERC servirá para "hablar de propuestas de futuro de Catalunya" y de cómo cree cada partido que puede servir mejor a los catalanes y catalanas, en sus palabras.

También ha señalado que si Illa no está dispuesto a desplazarse fuera de Catalunya, también está "dispuesto a un debate con toda la cordialidad, pero con las propuestas y explicando las ideas de cada uno" sólo con Puigdemont, desplazándose donde sea.

"Yo no tengo ningún problema en este sentido y, por tanto, si alguien se ofrece y todo el mundo lo acepta, encantado", ha zanjado el presidente, que ha ironizado que el próximo lunes ya sale de Catalunya para defender la amnistía en el Senado, en sus palabras.