Salvador Illa y Carles Puigdemont en un fotomontajae

¿Cuándo volverá a haber elecciones en Cataluña si no hay investidura? Las fechas clave

El 25 de junio será la fecha tope para que Josep Rull designe a un candidato a la investidura

El Parlament ya tiene nuevo president. Josep Rull ha sido investido líder de la cámara catalana con los votos a favor de Junts, ERC y la CUP. Este reagrupamiento independentista alrededor de Junts aleja las posibilidades de un tripartito de izquierdas - con PSC, ERC y Comuns- y deja la investidura de Carles Puigdemont en manos de Salvador Illa y Pedro Sánchez. Si el PSC se abstiene, el político de Waterloo podrá volver a ser president de Cataluña. 

Pero esta abstención parece casi imposible, y también lo parece que ERC pudiera dar sus votos a Salvador Illa después de haberse aliado con Puigdemont para investir a Josep Rull. Por tanto, Cataluña se podría volver a ver abocada, otra vez, a unas elecciones. Los catalanes habrán votado en mayo, en junio, y podrían volver a votar en octubre.

Las fechas clave para la investidura

El Parlament se ha constituido este 10 de junio y, según la normativa, el Presidente de la cámara tiene un plazo de 10 días para proponer a un candidato a la investidura. Es decir, el 25 de junio será la fecha tope para que Josep Rull designe a un candidato a la investidura, que posiblemente sea Carles Puigdemont.

En la sesión de investidura, el candidato que se presente necesitará mayoría absoluta para ser investido en la primera ronda. En caso de no ser elegido, se someterá a otra moción donde puede ser investido por mayoría simple - es decir, consiguiendo más síes que noes-. La primera votación se realiza 48 horas después de la primera. 

Si el primer candidato que asiste a la investidura, que previsiblemente será Puigdemont, no es elegido president, quedarán dos meses para elegir a un candidato alternativo que se someta al mismo proceso. Es decir, Salvador Illa tendría la posibilidad de someterse a una investidura hasta el 25 de agosto, día en que si no hay ningún candidato investido se disolverá el Parlament automáticamente y el president en funciones, Pere Aragonès, deberá volver a convocar unas elecciones. 

Las elecciones deberían celebrarse entre 40 y 60 días después de la convocatoria, por lo que podrían caer el 6 o el 13 de octubre.