El expresidente de la Generalitat de Catalunya Jordi Pujol

Jordi Pujol pide el voto para Puigdemont en el cierre de la campaña

"Es la hora de recuperar el espíritu que durante muchos años propulsó el progreso de Cataluña", ha apuntado

El expresidente de la Generalitat Jordi Pujol ha pedido el voto para el candidato de Junts+, el también expresidente Carles Puigdemont, en el último día de campaña para las elecciones catalanas del domingo.

"Es la hora de recuperar el espíritu, la idea y la voluntad que durante muchos años propulsó el progreso de Cataluña, el progreso político, social y económico", ha dicho el expresidente en un vídeo que ha compartido en 'X' el exconseller Joaquim Forn.

Pujol también ha señalado "la consolidación de la personalidad colectiva de Cataluña, de acuerdo con los cambios que ha habido en Cataluña y España que han puesto peligro" su identidad y el progreso económico y social de la comunidad autónoma.

"Nuevamente os pido que deis apoyo a la candidatura de Junts y Puigdemont, lo digo con toda convicción", dice el expresidente de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) al final del vídeo.

Pujol también ha pedido "la confianza en la idea que durante años largos de servicio a Cataluña" defendió cuando gobernó en la Generalitat, 23 años que afirma representan un tiempo de progreso, equilibrio y de espíritu constructivo.

Nacido en 1930 en Barcelona, Pujol  fue uno de los fundadores de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC). Un partido nacionalista catalán. Pujol fue presidente de la Generalitat de Cataluña durante un período largo, desde 1980 hasta 2003.

Durante su mandato como presidente, Pujol trabajó en la consolidación de las instituciones autonómicas catalanas y en la promoción de la identidad catalana dentro de España. Sin embargo, su legado se ha visto empañado por casos de corrupción que salieron a la luz años después de su retiro político.

Entre estos casos se encuentra el fraude fiscal de su familia, admitido por él mismo en 2014, lo que generó un impacto negativo en su imagen pública y en la percepción de su gestión política. A nivel nacional, Pujol también tuvo relevancia en el ámbito político español al pactar con el Partido Popular (PP).

Hay que recordar que la relación entre Pujol y Puigdemont no ha estado exenta de discrepancias. Especialmente durante el 'procés' independentista. Puigdemont asumió un rol más confrontativo ante el gobierno central español, mientras que Pujol tuvo una postura más dialogante en ciertos momentos.