El eclipse será visible desde muchas partes del mundo

Cuenta atrás para el eclipse del 8 de abril: ¿desde dónde se podrá ver?

Promete deslumbrar a observadores por su espectacularidad y significado científico

El próximo lunes 8 de abril de 2024 marcará un hito en la astronomía con la llegada del Gran Eclipse Norteamericano, un fenómeno celestial que promete deslumbrar a observadores de todo el continente con su espectacularidad y significado científico. Este eclipse solar total sumirá en la oscuridad a diversas regiones durante casi 5 minutos, siendo visible a lo largo de un camino que atraviesa América del Norte, desde México hasta Canadá, capturando la atención de entusiastas de la astronomía y curiosos por igual.

Lo extraordinario de este evento astronómico radica en que la Luna se encontrará en su punto más cercano a la Tierra, justo un día después de su perigeo programado para el domingo 7 de abril de 2024. Esta proximidad singular permitirá que la Luna aparezca un 5,5% más grande de lo común, cubriendo completamente el Sol y creando un momento de penumbra total en lugares específicos cerca de Nazas y Torreón, México, durante un máximo de 4 minutos y 28,13 segundos.

El Gran Eclipse Norteamericano no solo ofrecerá un espectáculo visual impresionante, sino que también brindará una oportunidad invaluable para que los científicos estudien de cerca diversos aspectos del Sol, la Luna y sus interacciones. Se espera que miles de personas viajen a lo largo del camino del eclipse para presenciar este evento único en la vida, con la esperanza de capturar momentos inolvidables y contribuir al avance del conocimiento científico sobre nuestro sistema solar.

Además de América del Norte, el eclipse también será visible parcialmente en ubicaciones remotas como Svalbard en Noruega, Islandia, Irlanda, partes de Gran Bretaña, así como en el noroeste de España y Portugal, y en las islas del Atlántico como las Azores y Canarias. Estas regiones tendrán la oportunidad de presenciar el fenómeno durante el crepúsculo, lo que ofrecerá una vista impresionante y condiciones óptimas para la observación de cuerpos celestes como el cometa 12P/Pons-Brooks, que se encuentra cerca de Júpiter.

Desde América Central hasta América del Sur, el eclipse será visible parcialmente, desde Belice hasta Panamá, pasando por las Grandes Antillas y el norte de América del Sur, incluyendo naciones como Colombia. Este eclipse de 2024 se presenta como un evento de interés global, capaz de unir a personas de diferentes partes del mundo en la contemplación de uno de los espectáculos naturales más fascinantes del universo.