Tractor - Grano

Los agricultores llevan a cabo protestas cortando la frontera entre Cataluña y Francia

Los agricultores protestan por la grave crisis que afecta al sector y por las políticas agrarias

Agricultores catalanes y franceses han hecho efectivos los cortes de tráfico en los cinco puntos en los que habían convocado protestas sobre las 10.35 horas, informan fuentes de Revolta Pagesa.

Los puntos son Bossòst, La Seu d'Urgell (Lleida), Puigcerdà, Coll d'Ares y La Jonquera (Girona), que se suman a las interrupciones de tráfico en Irún (Navarra), Canfranc, Sallent de Gállego (Huesca).

Con las elecciones europeas de este fin de semana en el horizonte, prevén que las protestas duren 24 horas --hasta este martes a las 10:00 horas--, y realizar ruedas de prensa y asambleas en los diferentes puntos para divulgar sus reivindicaciones, vinculadas con la llegada de productos de fuera de la Unión Europea y la cantidad de trámites burocráticos, entre otros.

Según informa el servicio de tráfico francés en su página web, los agricultores también cortan la vía A9 a su paso por Céret (Francia), un punto cercano al paso fronterizo de La Jonquera.

El corte de la N-240 entre Montblanc y Valls (Tarragona) responde a otra protesta, de un colectivo de afectados por las obras de la A-27, explican fuentes de Trànsit.

Las entidades convocantes acordaron exigir:

  • Cláusulas espejo para los productos que ingresan a Europa, asegurando que cumplan con los mismos estándares que los productos locales.
  • Preferencia por productos locales, estableciendo leyes que favorezcan su consumo.
  • Eliminación de impuestos a la energía utilizada por los productores agrarios, equiparándolos con otros sectores que ya disfrutan de este beneficio.

Los agricultores protestan por la grave crisis que afecta al sector y por las políticas agrarias impuestas por la Unión Europea, el Gobierno y las Comunidades Autónomas. La movilización busca atraer la atención sobre la situación crítica del sector y presionar para obtener soluciones concretas que mejoren sus condiciones de trabajo y de mercado.

Este movimiento refleja la desesperación y la determinación de los agricultores por ser escuchados y lograr cambios significativos antes de las elecciones europeas, un momento crucial para influir en las políticas futuras. Hay que recordar que las elecciones europeas se celebran el próximo domingo 9 de junio, por lo que el tema de la agricultura coge cada vez más peso en Europa.